Por Johnny Cherokke

Ahora la federación terrestre es muy feminista, un robot que pueda concebir, contradice las bases de la
posición humanista del partido terrestre, si Marte quiere el tratado, Marte debe eliminar a los terceros.
Armitage III 1995

Armitage III es un anime cyberpunk producido en 1995 por la poderosa Pioneer (como si de una Zaibatsu se tratara o, más bien dicho, una futura megacorporación que no deja de expandir sus tentáculos), y se trata de una obra original directamente creada para el mercado del vídeo y del laserdisc (ese precursor del DVD que no cuajó en el mercado global). Al ser una obra original, el manga fue posterior y acompañó al éxito de su versión animada, y no a la inversa como suele ser. En España fue lanzado en 1998 en una campaña comercial común en esos días: distribuir manga y anime conjuntamente por diferentes empresas, en este caso la desaparecida Manga Films y Norma Editorial.

Este anime cyberpunk es completa y absolutamente producto de su tiempo, noventero a más no poder, se nota en el diseño de personajes (las protagonistas femeninas en los anime de los 90’s: la Mayor Kusanagi-Alita-Armitage), la ambientación, la banda sonora e incluso en los temas que propone, que no dejan de ser variantes de temas tratados en obras mayores, con diferentes puntos de vista y con algún que otro enfoque distinto a otras obras de ciencia-ficción.

La historia nos situá en Marte, un nuevo mundo colonizado y ya independizado de la madre Tierra. A pesar de eso, en el año 2179 las tensiones políticas entre el gobierno marciano y el terrestre son una realidad diaria en la prensa intergaláctica. Marte todavía depende mucho de la inmigración terrestre, debido a su bajo índice de natalidad, lo cual no le da todavía un poder independiente total como nación.


Cuando el detective Ross Sylibus llega al puerto espacial marciano transferido desde Chigago, presenciará el asesinato de una famosa cantante de country. Más tarde, al inspeccionar el cadáver junto a su nueva compañera (Armitage, del cuerpo policial de Marte) descubren que, en realidad, se trata de un tercero; un prototipo ilegal de la última y más perfecta generación de androides, indistinguibles de un humano común. Los androides llamados primeros y segundos son apenas perfectas copias autómatas de los humanos pero sin iniciativa o personalidad propias, creados exclusivamente para seguir órdenes y satisfacer a los humanos en todo tipo de tareas, dóciles y agradables a la vista. Por algún motivo, un terrorista que se hace llamar Rene D’Anclaude está asesinando y revelando a los terceros infiltrados en la sociedad marciana. Estos, hasta ahora, habían vivido como personas normales. Los terceros eran prácticamente una leyenda urbana, ya que oficialmente no se habían comercializado ni presentado a la sociedad por ninguna de las empresas creadoras de androides.

A su vez, y a pesar de la expansión del uso de androides, ciertos sectores de la sociedad terrestre e incluso en Marte están molestos ante la cantidad de androides destinados a muchas tareas que antes desempeñaban los humanos, llevando a que las tasas de paro aumenten. Muchos exigen eliminar a los androides (a veces llamados robots) para recuperar la humanidad de la sociedad. El llamarlos robots, como una forma despectiva y racista, sería un buen detalle para darle veracidad a la historia, al mostrar el descontento y la discriminación de cierta parte de la población hacía estos, pero me temo que se trata más de un error de doblaje, al no discernir entre robots, androides y cyborgs.

La obra contiene muchos temas interesantes que se han expuesto en obras anteriores y actuales, como en la grandiosa Blade runner 2049, donde el tema principal es ni más ni menos el mismo. Armitage III lanzó un guante heredado que luego ha tenido continuación en obras futuras, dando lugar a reflexiones sumamente interesantes. No pasará a la historia ni siquiera como obra animada cyberpunk, siendo una obra poco relevante hoy en día, a pesar de que en su momento, su calidad estaba bastante por encima de la media. La trama presenta varios puntos interesantes pero no los explota ni entra en suficiente profundidad hasta su desenlace, pecando de acelerado. Cojea en el ritmo por la sensación inconexa entre escenas en algunos momentos, pero mantiene la atención. Se centra básicamente en la evolución de sus protagonistas y la relación entre estos, en especial de Armitatge, una de las terceras, más humana que las humanas y que empieza una búsqueda hacia sus orígenes. Un personaje con un gran diseño y una personalidad muy bien detallada, con sus dudas, miedos e incertidumbres. El desarrollo del detective Ross también es suficientemente notable, ya que al empezar la historia odia a los androides pero irónicamente va convirtiéndose cada vez en un ser más cercano a ellos, debido a los implantes y prótesis que irá necesitando para poder llevar una vida de calidad.

Algunos conceptos e inventos interesantes de la serie son, por ejemplo: la duplicación robótica (una forma rudimentaria de clonar a un ser humano), un smartphone embrionario y tosco pero bastante parecido a los que llevamos actualmente, algo parecido a las recientes Google glasses con una pantalla holografica integrada, un ciberespacio abstracto y muy retro con reminiscencias gibsonianas y, como no, el tema estrella cuando se habla de androides: el sexo. Armitage III fue una serie directa para el mercado de vídeo adulto pero a pesar de eso insinúa muy bien en vez de mostrar. El concepto del sexo con androides se explora aquí por conexiones sinápticas y no desde lo físico. La búsqueda de Dios, el creador, ya no como algo omnipresente y superior, si no como alguien físico y humano capaz de darnos las respuestas que anhelamos.

La lucha filosófica entre transhumanismo (H+) y humanismo es una lectura entre muchas otras. Prácticamente contiene todo lo que suele verse en el subgénero tanto a nivel de trama como visual y filosófico. Incluso la lluvia hace su aparición, un recurso ambiental y estético clásico e inseparable del cyberpunk a estas alturas. Y otra de sus premisas básicas, ya un cliché; el de los héroes que formando parte del sistema después se rebelan contra él, visto en Neuromante pasando de Blade Runner a Matrix, entre otras.

El humor irónico no está ausente tampoco, como cuando comentan que con el asesinato de la cantante que el genero country se ha extinguido. O un par de guiños-homenaje al anime Sailor Moon y a la mítica Naranja Mecánica, o un homenaje que recuerda directamente a Tetsuo (Akira,1988) sentado en su trono.

Es una lástima que no se desarrollen otros temas que en un principio no son los centrales para la trama, quizás por una planificación y una dirección no del todo acertada ni aprovechada, como la subtrama política con un mensaje pseudo feminista muy interesante que se nos revela al final deprisa y corriendo. Es ahí donde podemos observar a Armitatge III como una hija de su tiempo, con una exposición curiosa que abre varios dilemas apasionantes: ¿cómo vería el feminismo la creación de androides capaces de reproducirse?, ¿cómo reaccionaría la sociedad ante las parejas mixtas androides/humanos?, ¿serían considerados los hijos de estos humanos o androides, o una nueva raza? Dando ya por hecho que los terceros en realidad deben ser tratados como personas y no como cosas. En la serie se retratan un movimiento social humanista y feminista que causan disturbios sociales ante el número cada vez mayor de androides y la supuesta amenaza de que estos puedan reproducirse en un futuro.

Una verdadera lástima que se quede en la superficie y que no profundice en la geopolítica o los derechos H+ (posthumanistas). Además nuestro mundo no está tan lejos de Armitage III: robots que hacen felaciones, robots con penetraciones metralleta , o el sexo virtual ya están aquí y si creéis que todo esto queda muy lejos, os recuerdo la breve y notoria fama que alcanzó un prostíbulo de muñecas en Barcelona (Neobarna) hace un par de años; cerró, entre otras cosas, por la brutalidad que sus clientes ejercían sobre las muñecas, destrozándolas en los primeros meses. ¿Qué clase de persona disfrutaría, ya no de tener sexo con muñec@s, si no de disfrutar maltratandol@s? Son cuestiones que dan pie a mucho debate, porque, ¿no es eso preferible a que sean las personas las maltratadas?, ¿haría un bien a la sociedad al calmar ciertos oscuros instintos o por lo contrario los alimenta? Definitivamente da pie a una extensa reflexión de nuestra condición humana más oscura y violenta .


La presentación, como si de un antiguo videoclip se tratara, despierta una nostalgia futurista
con una música electrónica cañera muy acertada y vale la pena echarle un visionado.

Quizás hoy en día, ante la sensibilidad de ciertos temas, esta obra sería condenada al presentar en su desenlace a los humanistas y feministas como los “malos” de la película, parece que antes había mas libertad en jugar con todo tipo de temáticas y corrientes de pensamiento en la ficción. Yo creo que se hubiera podido usar cualquier ideología o filosofía de vida para dar motivos y un objetivo a los antagonistas. Hubieran podido ser los alemanes y los rusos, como tantas veces se ha hecho, si hubiera sido necesario para el argumento. De eso trata la ficción: los protagonistas tienen un objetivo o misión y los antagonistas tienen la misión contraria, ahí se crea el conflicto que hace interesante a la trama. Que la obra sea creada por japoneses y que ese sea el motivo, me parece quedarse en la critica fácil y banal. Como veis Armitatge III puede incluso encender cierta polémica 23 años después de su creación, en pleno siglo XXI.

Sería muy difícil poder ver la serie si no fuera por la bondades del ciberespacio, algunos ejemplares del manga de Norma editorial todavía corren en varias bibliotecas públicas, así que no debería ser difícil encontrarlo. Los títulos de los episodios me parecen bastante molones, podrían ser perfectamente el nombre de algunas canciones de éxito:

Sangre Eléctrica // Carne y Piedra // Núcleo del Corazón // Bit of Love

Sangre eléctrica // Armitatge III

Os animamos a que dejéis vuestros comentarios si os animáis a verla, y saber qué opináis de todos los temas que presenta.

Cuenta con una secuela que tenéis por partes: Armitatge III Dual Matrix.

Valor añadido: Buenos actores y actrices de doblaje, mención especial en el capitulo tres minuto 23:40 segundos: los dobladores se vienen arriba, buen momento para un meme.

Share this:

发表评论

电子邮件地址不会被公开。 必填项已用*标注